Enamorarse es cosa de dos pero, ¿qué factores influyen en que nos enamoremos de una persona y no de otra? Nuestra vida es normal, vamos a trabajar, salimos con los amigos, hacemos deporte… pero un día, de pronto conocemos a alguien y… zas!! Un escalofrío nos recorre todo el cuerpo, sentimos un latigazo que sin saber por qué nos atraviesa como un rayo y nos provoca nerviosismo, sudoración y un sensación de mariposeo en el estómago que nos empuja a ver y querer estar permanentemente con esa persona. No queridos no es un corte de digestión, simplemente nos hemos enamorado. ¿Qué influye en que nos atraiga una persona y no otra? A pesar de que pensamos que es algo caprichoso y aleatorio lo cierto es que existen una serie de factores que influyen más de lo que imaginamos en este excitante y maravilloso proceso. Aquí os dejo algunas cositas que he descubierto:

Cánones estéticos.

Es evidente que los cánones estéticos impuestos en nuestra sociedad influyen en cierta medida a que nos sintamos atraídos por alguien como un primer filtro de atracción. Esto se intensifica más en los hombres cuya elección está más determinada por el ámbito visual que en las mujeres pero los patrones están determinados en ambas direcciones. Así aquellas personas cuyo físico se acerca más al canon establecido suelen tener mas éxito a la hora de atraer al sexo contrario aunque no es tan determinante como pensamos a la hora de enamorarse (todos conocemos casos de personas muy atractivas pero a las que sentimos “les falta algo” como pareja).

Cánones estéticos

Nuestro pasado es clave.

Los recuerdos y circunstancias vividas son un factor clave en este sentido haciendo que nos sintamos atraídos por personas cuyos rasgos nos resultan mas familiares proporcionándonos esa agradable sensación de conexión o afinidad. Las experiencias que hayamos tenido en el pasado puede hacer que nos decantemos por personas de perfiles similares a muchas de las que hayan pasado por nuestra vida. Esto explicaría que muchas personas tiendan a enamorarse en su vida de otras con rasgos, incluso físicos, muy parecidos.

Nuestro pasado es clave

La correspondencia importa.

El haber compartido vivencias similares, el tener experiencias parecidas en nuestro haber o defender los mismos valores e ideas influye mucho a la hora de generar empatía y conexión, lo cual hará que al final acabemos eligiendo a esa persona para compartir nuestra vida. Es ahí cuando se produce esa sensación de haber encontrado a nuestra “alma gemela”.

La correspondencia importa

Nos gusta lo que no tenemos.

Seguro que habréis escuchado alguna vez que los polos opuestos se atraen. Pues esto lejos de ser un dicho popular ahora tiene una explicación científica. Y es que solemos sentirnos atraídos por personas que son muy diferentes a nosotros, que poseen rasgos o factores que nosotros no poseemos y que nos resultan atractivos. Es por ello que la admiración por una persona puede influir para que nos sintamos atraídos por ella. Esto es debido a que consideramos que posee ciertas cosas que a nosotros nos gustaría tener y sentimos que nos va a complementar y mejorar. A la vez que criticamos y muchas veces con cierta dureza los rasgos similares a los nuestros que no nos gustan en otras personas.
Nos gusta lo que no tenemos

Las feromonas, el factor invisible.

EL olor y el gusto son sentidos determinantes a la hora de elegir compañero/a de viaje. Y las feromonas son sustancias químicas generadas por animales y plantas para comunicarse y aunque imperceptibles, según estudios recientes, son clave para elegir a aquellas personas de las que nos enamoramos. Esto lo saben muy bien las empresas de perfumes que llevan años trabajando con feromonas para incrementar la atracción con el uso de sus productos.

Las feromonas, el factor invisible

Determinados rasgos de personalidad. Hay ciertos rasgos que de forma general suelen ser muy valorados a la hora de atraer a otra persona como son la simpatía, la humildad, el buen humor o la seguridad que transmitamos.

Determinados rasgos de la personalidad

Bueno canallas, se que aún teniendo más claro el porqué quizás no podamos hacer mucho para elegir de quien hay que enamorarse pero al menos si podemos hacer una cosa… Disfrutarlo mientras dure!!

Así pues y para terminar, si has decidido salir a enamorarte y eres mas de Tinder que de bar no te puedes perder el post en el que hablamos de los 50 perfiles de Tinder mas originales y divertidos de la red. Lo mismo te da alguna idea para tu perfil, y si no, pues al menos te echas unas risas.
Enamoraos canallas