Las mujeres hacen locuras por amor, es un hecho. Estas son las cosas más extrañas que hacemos y está bien pensar en ellas de vez en cuando. Pero ¿Cuáles son las locuras que más hacemos las mujeres por amor?

1. Negarse a ser la primera en enviar un mensaje.

Estás totalmente de acuerdo con la afirmación de «mujeres al poder». Estás convencida de que deberíamos ser capaces de conseguir los puestos más altos en la sociedad y en los negocios al igual que hacen los hombres, pero ¿Y ser la primera en enviar un mensaje de texto cuando alguien te gusta? Ahí parece que no tanto. Esto es una locura de amor que solemos cometer mucho. Mejor envía el mensaje. Aunque esto te genere mucho estrés y estés hecha un manojo de nervios mirando tu teléfono hasta que te responda, vale la pena.

2. Fingir que no te importa.

Imagina que descubres que sientes algo por él. E imagina que él siente lo mismo. Podríamos hacerlo fácil pero mejor no, no vamos a dejar que eso suceda, ¿Verdad? A las mujeres nos gusta fingir ser más duras de lo que realmente somos.

Y a veces surgen situaciones muy difíciles de aquí como que él piense que realmente no estás interesada y acabe quedando con otra persona. Mejor se tú misma y di lo que piensas. La psicología inversa en este caso no funciona muy bien con los hombres. Al menos con los que te interesen.

3. Engancharse a otra persona para ponerle celoso.

Está bien, te hizo daño. En lugar de hablar de ello, con él, con tus amigos o con tu madre, quieres vengarte. ¿Y cómo lo haces? Intercambiando saliva extensamente con un tipo cualquiera mientras tu ex está cerca.

Después de esto tienes grandes posibilidades de que tu ex no te mire más después de eso. Entonces tu plan ha generado exactamente lo contrario. ¿En serio crees que va a volver contigo después de ese beso? Incluso a pesar de que lo consiguieras, seguramente nada volvería a ser igual y te costaría eliminar el rencor generado por este inútil acto.

No lo hagas, solo se consciente de la situación. Es normal sentirse mal después de una ruptura. Tómate tu tiempo para recuperarte y aclara tus ideas. Si después de un tiempo quieres volver hazlo bien.

4. No decir lo que realmente piensas.

Tomemos los regalos como ejemplo. Si te hace un regalo que para ti es horrendo y dices ‘oh, cariño, qué hermoso’, le estás dando la idea de que su sentido del estilo son geniales para ti. La próxima vez que tenga que hacerte un regalo, lo hará en esa linea. Y eso continuará durante toda su vida perdiendo mucho dinero y teniendo que usar esos regalos en algún momento muy a tu pesar o pararle los pies algún día después de haber tirado un montón de dinero en regalos. No. Sinceridad mejor desde el principio. Te ahorrarás muchos dolores de cabeza.

5. Hablar con todos los que lo rodean menos con él para averiguar si le gustas.

Ya has tenido unas ocho citas. Cada vez que te quedas más tiempo y él no quiere que te vayas. Os mandaos muchos sms e incluso os llamáis varias veces al día. Pero aún dudas sobre si le gustas…

Tus amigos, tu madre, tu sobrina e incluso tu tía conocen todos los detalles. Incluso tu taxista lo sabe todo. Y cada vez que sacas el tema vuelves a las mismas preguntas ¿Qué te parece? ¿Crees que le gusto? Pasas horas analizando con tu mejor amiga acerca de lo que dijo y de lo que hizo, y… Hasta de sus amigos intentas obtener información sobre cómo están las cosas en su cabeza. ¿No sería una locura simplemente hablar con él?

6. Ignorarlo en una fiesta.

Tengo tantas ganas de estar con él que esta noche voy a ignorarle para que me encuentre mucho más atractiva al sentir que soy inalcanzable para él…Otra locura de amor con potenciales y terribles consecuencias….

7. Enviar un mensaje a propósito mucho más tarde.

Ha tardado una hora en mandarme un mensaje. Pues ahora se va a tirar esperando mi respuesta dos horas. Y si no responde de inmediato entonces tendrá que esperar tres horas. Eso a pesar de que no paras de mirar el móvil cada segundo, y de que no puedes dejar de pensar en su mensaje y en que responderle. La verdad es que es una locura de amor bastante absurda. 

Mientras tanto, él solo está bebiendo cervezas con algunos amigos mucho menos preocupado que tú y sin percibir tu castigo. Al final eres tú la que perderás la tarde mirando el móvil mientras tratas de mantener contento a tu ego.

En general te recomendamos que no enredes las cosas más de la cuenta. En temas de amor, cuanto más directas y claras seamos, menos tiempo perderemos y mejor nos irá.